Película: Monseñor Óscar Romero.

Recientemente hemos tenido la noticia de que el Vaticano reconoce el martirio de Monseñor Romero y con esto da un paso a la Canonización, que se agiliza al no tener necesidad de probar un milagro. Por eso queremos acercarles algo de su historia mediante esta película. Ver este film no será lo mismo que leer sus discursos, sus mensajes o sus homilías, pero al menos, nos ayudará para aproximarnos un poco a su vida y su legado. Acercarse a la figura de Monseñor Romero es dejarse interpelar por un gran profeta del siglo XX. Dispuesto a posicionarse al lado de los más necesitados, Monseñor
Óscar Romero recorre los barrios de chabolas de Aguilares, en El Salvador, en compañía de su amigo y colega el prelado Grande.

Es el día de los comicios electorales de 1977, pero las libertades individuales y colectivas no parecen aún garantizadas en este país centroamericano. Como muestra, un autobús repleto de campesinos dispuestos a ejercer su derecho ciudadano es recibido en las cercanías de Aguilares con una ráfaga de disparos por parte, según fuentes policiales, de unos guerrilleros comunistas dispuestos a boicotear las elecciones municipales. En aras a salvaguardar la integridad física de los campesinos, Óscar Romero los escolta hasta los colegios electorales donde tienen el derecho a emitir su voto, a favor de Ernesto Claramount o de otros candidatos con un menor porcentaje de seguidores en los anteriores comicios.
“He sido frecuentemente amenazado de muerte. Debo decirle que, como cristiano, no creo en la muerte sin resurrección: Si me matan, resucitaré en el pueblo salvadoreño.” 

(información de www.oleadajoven.org)